Volume 11 Número 3 Ano 2010
Autor:Yolanda María Pérez Freijeiras
Sin título
Autor: Yolanda María Pérez Freijeiras
Castelán
A autora escribiu o texto en castelán para falar da lingua galega e das suas lembranzas de nena de cidade que non tiña aldea... Semella unha carta que dirixe a duas amigas que ten en Agromadas.

Prometí que lo haría y aún sin saber si es tarde ya o no, lo envío. Si es tarde, se tira y si no lo es… pues hacéis lo que queráis.
Ya que este breve comentario, va a hacer referencia al gallego, me gustaría poderlo escribir en Nuestra Bella Lengua, pero quiero confesar que aunque gallega por los cuatro costados, no tengo conocimiento suficiente de ella para poder hacerlo.
Nací en Vigo, ciudad de la provincia de Pontevedra. Tengo 46 años y me avergüenza decir, que no sé hablar bien gallego ni escribirlo. En mi casa siempre se habló el castellano.
Mi abuelo, que era muy sabio (sea dicho de paso) y del que puedo presumir, decía que no podíamos hablar en gallego porque estaba prohibido y por ello era para nosotros (los de Vigo) un gran tabú, éramos de la Ciudad.
Cuando él era niño no pudo ir a la Escuela puesto que tenía que trabajar para llevar las perrillas a su madre y aún así, solo y con mucho afán llegó a ser Redactor del Pueblo gallego, del Faro de Vigo… y fundador de la Sociedad Atlética de Vigo y del Club de Halterofilia, pero nunca lo hacía en gallego, estaba terminantemente prohibido.
Así me crié, y hoy siento envidia de vosotros, si, los que os criasteis en los pueblecillos de Galicia, esos que ahora habláis de forma tan bonita, tan dulce y tan sencilla, en gallego.
He intentado aprender, y siempre me lanzo cuando personas amigas como tú Elena o como tú Nila me habláis en gallego, pero me trabo y a veces no sé continuar.
Recuerdo cuando era pequeña y en el colegio llegaba el viernes, mis compañeras (éramos todas chicas porque era colegio de monjitas), no querían ir a sus aldeas, y yo no tenía aldea... Le preguntaba a mi madre, ¿porqué nosotros no tenemos Aldea?... Y ella me contestaba que todos los miembros de nuestra familia eran de Vigo.
No teníamos matanza del cerdo, no traíamos chorizos ni patatas para casa… ¡Qué fastidio! Y el lunes, todas mis compañeras me restregaban por las narices que habían estado junto a la lareira, que habían corrido por el campo recogiendo patatas, que habían celebrado el magosto, que habían recogido nueces…Y yo en Vigo, ¡menuda caca!
Como ya he dicho antes, tengo 46 años y sigo teniendo envidia de vosotros, si, de todos los que tenéis aldea, pueblo…, y de los que habláis tan bien el gallego.
Por ello os voy a hacer una petición: Conservad y cuidad vuestros tesoros, porque nosotros, los de la ciudad (como se decía antes), lo envidiamos.

Un saludo muy fuerte.
Yolanda
Atópanos en facebook
Asociación cultural Agromadas
Rúa Abelardo Arce Nº25
32970 Seixalbo · Ourense

agromadas@seixalbo.com
alzia.net